María

Publicado en Cosas que pasan el 10 de Agosto, 2007, 0:16 por Quien_vosotros_sabeis

No quería escribir un simple comentario.

María, te quiero.

Nunca te lo he dicho demasiado porque pienso que, si lo digo tanto como para expersar la verdad, sonará un poco... raro. Pero te quiero y me da igual como suene porque es la verdad. Cuando, un día despistado, Marcos me llevó fuera del círculo de amigos en una quedada para decirme lo que te había pasado me entró un no-sé-qué en el cuerpo, me tapé la boca, me puse una mano en el pecho, no me legaba el aire, María se ha roto la cabeza, María se ha roto la cabeza. Nada más saberlo te llamé desde una cabina, no sabía como estabas, según Marcos bien, pero quería verlo, oírlo, por mí misma. Estuve toda la tarde marcada por lo que me contó Marcos y sumida en una melancolía recordando conversaciónes y con una sensación de miedo en todo el cuerpo que intenté quitarme con un paseo con Néstor que sólo acabó en desgracia.

No sé, si te soy sincera, me temía lo peor. Eres una chica muy, muy fuerte de carácter, pero tu físico, aparte de tu imperiosa abilidad para galopar sin silla :D, suele ser débil, o como el oleaje, le da por ser fuerte, le da por ser flojo...

Me dí cuenta esa noche de lo muchísimo que me dolería si no volvieses... Si no pudiéramos ir a pasear a caballo nunca, si no pudiéramos vovler a hablar esas conversaciones telefónicas sin sentido nunca, si nunca más podría haberte abrazado, llorado o reído contigo... Lo ví todo, de repente, sin sentido, y aún ahora se me encoge la garganta pensando en ello...

María, sólo te quiero dar las gracias... Por seguir aquí, por haber aguantado...

Yo qué sé, por ser.

Sabes por los comentarios de los demás que todos te apoyamos.

Qué todos te queremos....

Felicidades, María.

Una pequeña posdata... No te dejes llevar, de todas formas, por el Carpe Diem. No todo tiene que ser un vive todo el momento como el último. Pero eres una chica inteligente y confío plenamente en tí.

Espero que esta carta, o post, o loq ue sea, no se malinterprete. Es, simplemente, un deseo total de expresarte todo lo que casi nunca te podría haber dicho...