3 de Febrero, 2007


Carcel

Publicado en Cosas que pasan el 3 de Febrero, 2007, 20:38 por Antibarbies

Bueno, pues yo haré como Saphira y contaré mi crónica del día de las notas. He de admitir que suspendí tres –alemán, ingles y geshichte- y estoy a punto de suspender otras dos – francés y química -  . He de decir en mi favor que no tendría que haberme suspendido alemán, y que, según la misma profesora de ingles "te suspendo para que te asustes" .Muy bien, me he cagado del miedo. Contenta?

 

Me baje en la parada de la guagua con los ovarios –y quién sabe qué mas- en la garganta. Yo no tengo la suerte de Aspira, así que mi parada esta en la misma manzana que mi casa. Bueno, tarde también lo mío en recorrerla: 10 minutos para un recorrido con el que suelo tardas no más de dos. Abrí la puerta del jardín, muerta de miedo, y atravesé el jardín a punto de caerme, porque empezaban a fallarme las piernas. Si, soy una gallina, lo se, pero es que mis padres son demasiado estricto. Si les conocieras cuando se enfadan lo entenderías.

Después de pasarme lo menos 5 minutos ante la puerta de madera de mi casa pensando seriamente si escapar de país y decidiendo que nombre falso cogería (qué tal os suena Itahisa Martín?), decidí ponerle un par de … huevos? Y entre, apenas sin hacer ruido, pensando que siempre podría dejar las notas encima de la mesa y salir a dar un paseo. Pero no, nada más entrar me vi a mi padre que estaba sentado al lado, esperándome con cara de funeral. Aparte de llevarme un susto de muerte, le tuve que dar las notas y mirar la expresión de desilusión. Escapé a mi cuarto, pero al cabo de media hora me llamaron para que bajara.

Una vez abajo, callo la bronca. Nada de gritos, a decir verdad, pero… miradas de desilusión, mi madre se echó a llorar, yo también –para que negarlo- , y me dijeron que con esas notas yo no podría entrar en bachiller porque no podría aprobar la ESO, que sin la ESO no iba a ningún sitio (ahí tiene razón) , que qué pretendía ser en la vida y tal. Vamos, un sermón de los que te dejan hundido. Y yo sin poder dejar de llorar ni hipar. Al final ha sido fácil:

 

  1. Nada de ordenador hasta las próximas notas (o sea, finales de junio)
  2. Nada de manga ni anime
  3. Nada de móvil salvo los domingos (ja! Que bueno el chiste)
  4. Nada de libros (incluyendo los fines de semana)
  5. Nada de salir a la calle ni quedar con gente
  6. Todos los días les acompañaré a donde ellos trabajan para estudiar y hacer la tarea delante suyo. Quieren tenerme vigilada por las tardes O____o"
  7. Mi padre llamará mensualmente al tutor para preguntarle que tal voy en todas las asignaturas (o sea, fichada)
  8. Mi madre me mirará semanalmente  mis cuadernos de historia, biología, química, física y matemáticas y me preguntará semanalmente lo que hayamos dado esa semana
  9. Nada de quedarme a dormir con los amigos, of course
  10. Nada de teléfono (en general, ni llamar ni que me llamen)

 

Y bueno, creo que eso es todo O_o Total: una cárcel.

Luego, lo que me hace mucha gracia es que mi padre va y me pregunta (después de haberme visto seria todo ese día): "Oye, tu… tienes algún problema en tu vida?" Y yo como: no, tranquilo, no me pasa nada: mis padres no me dejan relacionarme, no me gusta mi colegio, estoy empezando a sentir nauseas cada vez que pienso en las clases y los exámenes, no se a qué quiero dedicar mi vida, tengo un novio al que no se si veré pronto (lo más pronto que le puedo ver es, si hay suerte, en julio), no me motiva nada, me aburro de todo… No, estoy bien, no me pasa nada ;) Qué me va a pasar? Ah, aparte de todo eso, mi tutor les dijo hará unos cuantos meses que me estaba metiendo en un mundo de aislamiento del que sería muy difícil salir (y como quieren que no me aísle si no puedo salir de casa???) y que es posible que si seguía así cayera en las drogas. Que bonito, verdad? Y esto me lo dijo un tio después de darme clase un mes. Y sabéis lo peor? Que mis padres creen todo lo que les dicen los profesores.

Luego dicen que confían en mi… si, ya lo veo, por eso nada más hablar con ellos me preguntaron:

-Oye, ¿tu no te drogarás, verdad?

 

 

Que bonito es ser una adolescente que viste de negro :roll:

"Todo es vanidad"

Publicado en Filosofía, pensamientos y reflexiones el 3 de Febrero, 2007, 3:37 por donaldani
Bien, hoy me toca publicar a mí entrada, y creo que ya iba siendo hora, pues apena colaboro con el blog. De tiempo atrás llevo con pensamientos sobre la vida, la muerte y todo lo que conlleva. Me he vuelto un poco conceptista (Sí Quevedo me ha calado hondo) y como buen barroco, después de ese debate entre lo que dicta mi mente y lo que me susurra el corazón, he acabado resignándome. Sí, me he vuelto estoico y un poco indiferente con las cosas, aunque no les quito importancia. Ahora debería seguir con un discurso acerca de la fugacidad de la vida y la agonía que es la vida, pero, hay que cambiar la onda y marcar tendencias, y crear algo así como el ¿Neobarroco?

      Con todo esto no quiero difundir que vivimos en una época que lo más importante es el ego y el dinero, que es el que maneja a los hombres y no al revés. Muchos antes que yo han hablado, y, han acabado muertos, muchos de ellos con el mérito a sus espaldas después de años. Somos la especie dominante, pero el problema es que no tenemos la clave de cómo usar el don que tenemos, que es el de usar el dominio de la razón y sabiduría para crear un planeta sano y vivo, pero es más fácil pelearse por chorradas menores o dejarlo en manos de cualquier creación religiosa. Sí, somos muy cómodos. Además, si es tan grande Dios (cualquiera de ellos), quién nos puede demostrar que está ahí, independientemente de que sea un concepto o un símbolo, o una forma de almacenar nuestras buenas acciones y nuestras ilusiones, sin superarle? Nosotros tenemos la clave, pero no queremos saber usarla. Nos importa más lo material, que se acerca más a como son nuestros corazones: artificiales. La discordancia es sinónimo de batalla y pelea, y el equilibrio de paraíso en cierto modo (porque no considero tener pensamientos comunistas ni mucho menos). La verdad es engaño, y la mentira como las malas hierbas, pues brotan y salen a la luz del sol de cualquier modo, y lo peor de todo, es que salgan retorcidas. Los días siguen pasando, y nada cambia, todo es un proceso periódico, con alguna alteración importante pero ínfima. Nos quedan años para conseguir la armonía en el mundo, si antes no estalla el planeta (debido al calentamiento global que este mismo ordenador está generando en parte al escribir esto). Pero, después, ¿que habrá? Es la pregunta que se deberían hacer todas las personas que quieran cumplir sus deseos. ¿Mejor morir con todo hecho, teniendo posibilidad de vivir algo más con un enorme vacío en el alma, o morir antes de cumplirlos todos para intentar conseguirlo en una próxima vida? (si es que las almas se reciclan, claro).

     En fin, algo más iba a poner, pero ya si eso reparto bien el discurso y lo dejo para otro día y no mezclar tanto las ideas, pues son como un árbol, de una parten más. Son las 4.03 en franja peninsular, una menos aquí. Mañana me reiré o me lamentaré de no haber sido más explícito o de no haber añadido algo más, pero es importante dejar que el corazón deje llevar las riendas y nos er tan calculador como la mente exige. Saludos